Home Otras Quelites: un tesoro poco apreciado

Quelites: un tesoro poco apreciado

E-mail Imprimir PDF

La palabra quelite proviene del náhuatl quilitl y significa “hierba comestible”, por tanto, toda planta cuyo follaje es comestible, en la región central de México se le denomina quelite. Entre los más conocidos se encuentran el huauzontle, los berros, los quintoniles, el pápalo, las verdolagas, la hoja santa y los romeritos. 

Los quelites fueron consumidos por distintos pueblos prehispánicos. Eran símbolo de riqueza y fertilidad, y también se les atribuían propiedades medicinales. Si bien, generalmente se cosechan en temporada de lluvias (de julio a septiembre), soportan distintos tipos de clima durante todo el año. En su mayoría no son cultivados, sino que aparecen espontáneamente en la milpa (maíz, frijol, calabaza y chile) donde se cosechan y consumen cuando están en su punto exacto. 

Versatilidad

Dependiendo del quelite se puede comer la hoja, la flor o el fruto, existen diferentes formas de prepararlos: en ensaladas, como guarnición, en sopas, platos fuertes e incluso, en infusiones. 

El Instituto de Biología de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) cuenta con un inventario de quelites. En él se explican 244 especies, de 121 géneros pertenecientes a 46 familias botánicas en todo el país.

Un superalimento

Se llevan el título de superalimento ya que sobresale su aporte de:Fibra: mejora el tránsito intestinal, favorece la salud digestiva y el mantenimiento del peso corporal. Ácido fólico: interviene en la producción de todas las células de nuestro cuerpo.

Un dato: la deficiencia de ácido fólico o vitamina B9 provoca úlceras bucales, retraso en el crecimiento, hinchazón de la lengua y ciertos tipos de anemia.

Hierro: oxigena a todo el cuerpo e interviene en el transporte de energía a todas las células.Antioxidantes: protegen a las células del daño causado por los radicales libres y previenen el desarrollo de ciertas enfermedades y el envejecimiento prematuro.Potasio: evita la retención de líquidos y ayuda a mantener el equilibrio hídrico del cuerpo. Vitamina C: promueve la formación de colágeno, mejora la absorción del hierro y fortalece el sistema inmunológico. 

Un dato: Un reciente estudio afirma que el consumo de quelites ejerce un efecto inhibidor sobre el crecimiento de la bacteria Helicobacter pylori, responsable de padecimientos como gastritis, úlcera y cáncer gástrico. 

Elígelos bien

Escoge hojas de textura suave, color verde brillante y sin picaduras de insectos. Selecciona tallos y hojas tiernas, ya que las hojas maduras suelen ser amargas. Evita quelites con hojas marchitas amarillas o picadas. Si no se consumen inmediatamente, consérvalos en papel humedecido o en una bolsa de papel estraza dentro del cajón de verduras del refrigerador. 

Lamentablemente, el consumo de quelites en México es muy bajo a pesar de ser un alimento nutritivo, económico y fácil de preparar. Incorporar este ingrediente estrella en la alimentación diaria puede contribuir a mejorar la calidad de la dieta, y por tanto la salud de miles de mexicanos.

 
   
 
   
 
   
 

Banner
   
 
   
 

Aleatorio

Tal y como lo habíamos anunciado en meses anteriores, las personas físicas, cuyos ingresos en el ejercicio anterior fueron mayores al millón de pesos, tendrán la obligación de realizar sus pagos de impuestos federales a partir del periodo agosto de 2012 y cuyo plazo vence en septiembre, a través del servicio de declaraciones y pagos.

 

Leer más...